Share Button

Más allá de temporadas o colecciones, el carrito de la compra, eso sí por ahora en su versión más virtual, ha llegado para quedarse y todo apunta que lo hará para convertirse en un complemento must have. Las operaciones por Internet figuran como una pieza clave en el sector de la moda y las grandes firmas están concentrando sus esfuerzos en el lanzamiento y perfeccionamiento de las propuestas de sus eCommerce.

Zara, Forever 21 o H&M son algunos de los monstruos del textil que en esta última etapa han pisado el acelerador, con el objetivo de ampliar las opciones de compra de sus artículos a través de la red en otros países u ofreciendo unos formatos, que van un paso más allá en cuanto a presentación, diseño y valor añadido se refiere. Una jugada en la que los contenidos, la imagen y las aplicaciones móviles están ganando terreno para lograr que las ventas lleguen a buen puerto.

Tras estos movimientos se encuentran unas cifras interesantes y con proyección de futuro, que afirman que en Europa el 23% de las transacciones en la red corresponden a este sector superando los 85 millones de compradores a lo largo del pasado 2013, de acuerdo a los datos de diferentes estudios.

Con este balance y unas interesantes perspectivas de crecimiento, no es de extrañar que las marcas se hayan metido en sus cocinas para buscar nuevas recetas que les permitan llegar de forma más eficaz a los compradores y que, además les hagan más apetecibles frente a grandes operadores como Privalia, Zalando o Amazon, entre otros muchos, que también pelean por esta porción de la tarta y a golpe de oferta.

Al calor de la competencia han comenzado a salir a la mesa nuevas ideas atractivas que se mueven en el campo de la comunicación y el marketing. Propuestas que siguen la estela de otros sectores y de gigantes del branding como Coca-Cola directas a crear una comunidad de lectores, usuarios y fieles compradores que se identifiquen con su filosofía, más allá de darle al botón de compra.

En esta lista destacan apuestas como la realizada por la empresa española Hoss Intropia que dejando atrás el concepto de página web dirigida en exclusiva a las ventas ha adoptado un verdadero formato de revista de moda para hablar de tendencias, cuidados, hábitos saludables… Una apuesta por la creación de contenidos interesantes que hagan al lector querer degustar la página y ya de paso, comprar.

La empresa ha puesto en marcha, además iniciativas curiosas como el concurso “Cuéntanos tu Intropia” invitando a sus usuarios a relatar su proyecto profesional o artístico respondiendo a una pequeña entrevista al más puro estilo periodístico, a la que más tarde se le da una presentación atractiva similar a los montajes de una publicación de este sector de la moda.

Con una línea parecida, la cadena inglesa TopShop ofrece un eCommerce que se se apoya también en el valor añadido de una serie de propuestas planteadas al más puro estilo magazine, en el que los interesados en sus productos puedan leer y consultar consejos de moda o recomendaciones de maquillaje, por ejemplo, en las que sus productos se dejan ver a modo de sugerencias. Además, la firma incluye secciones similares a las de las grandes cabeceras de moda y sus street style, en este caso con su correspondiente clic para verlo y llevártelo a casa.

Con una filosofía inspiradora y que transmite un estilo de vida directo a activar los cinco sentidos, la marca española The Hip Tee complementa su eCommerce con una propuesta de contenidos que habla en el lenguaje más audiovisual. A través de una galería, bajo el nombre de “Hip World“, la firma comparte escenas que van más allá de la moda caminado entre la relajación del yoga, algunos caprichos culinarios o frases inspiradoras que hacen a los lectores afines a este espíritu quedarse un ratito más, compartir y echarle un vistazo a la esencia de esta firma presente en sus creaciones.

Zara también ha apostado por el poder de la fotografía y los formatos de revista para ir un paso más allá del mostrar un simple inventario de sus prendas y complementos. Un pasito que ha dado a través de su nueva sección Pictures, con la que se busca dar un pequeño valor añadido a la presentación de los artículos con ciertas dosis de creatividad. Una acción dirigida a aumentar el eco de sus creaciones en plataformas como Pinterest, una red social que, todo sea dicho tiene poco de este componente para la marca, ya que frente a sus  97.875 seguidores ni sigue a nadie, ni le ha gustado ni una sola propuesta de otro usuario.

Anécdotas a un lado, la marca de moda española sigue pisando fuerte en el terreno de la red y las compras a través de smartphone y fruto de ello son sus esfuerzos centrados en la oferta de una App exclusiva que facilite a los usuarios las operaciones, aventura en la que también se han embarcado otras grandes firmas como Mango o H&M, con el claro propósito de llegar a un mayor número de potenciales clientes y demostrarles que están a la última.

 

 Imagen con licencia Creative Commons: zomewhere